Arbeloa descubre que es zurdo

·Le pegó con la izquierda y el balón fue donde él quería
 Álvaro Arbeloa es una caja de sorpresas. Tras el buen partido realizado anoche contra el Galatasaray, el lateral madridista descubrió que su pierna menos mala había sido siempre la izquierda.

“En cuanto le di con la zurda noté una sensación extraña”, relataba Álvaro en zona mixta. “El balón fue a donde yo quería que fuera. Me asusté un poco, pero luego pensé: “a ver si es que voy a ser zurdo, tú”.

Álvaro también confiesa que tras marcar el gol no sabía que hacer, así que “me fui a quejar al árbitro, supongo que por pura inercia”.

Arbeloa, haciendo el cono
Sus compañeros de vestuario también están sorprendidos. El primero de ellos Ancelotti, que levantó las dos cejas al ver el gol de Arbeloa y que en rueda prensa confesaba que “Álvaro nos aporta muchas cosas: Cuenta buenos chistes, siempre es él el que lleva baraja de cartas al autocar y no le importa ir a por la bola cuando se nos cuela en el entreno. Si ahora encima va a jugar bien el fútbol, apaga y vámonos”.

Tras este gran descubrimiento, el cuerpo técnico ha decidido “probar” con otros jugadores que tal vez hayan tenido siempre el mismo problema que Arbeloa. Durante toda la mañana han estado tirando balones a la pierna derecha de Coentrao, pero ha sido inútil. “Ese ni es zurdo ni es diestro, pero bueno, nos entretiene a Cristiano”, ha confesado Carletto.

Xabi agradece a Arbeloa haberle hecho ganar 20.000 euros
Arbeloa es insaciable y su próximo objetivo es hacer un regate. Para ello, este jueves ha estado driblando conos en Valdebebas. "Al final se ha ido de uno, pero ha estado muy igualado", nos cuenta Xabi, que ayer celebró más que nadie el gol de su compañero porque “se pagaba 200 a 1, y decidí apostar 100 euros por hacer la coña”.


Pero Xabi no ha sido el único en forrarse gracias al tanto de Álvaro. También lo ha hecho el propio lateral, que a partir de ahora será la nueva imagen mundial de Adidas y su próximo anuncio, consistente en la proyección del gol de anoche, una y otra vez, junto a la famosa leyenda “Definitely, Impossible is nothing”.

Si te ha gustado esta noticia, no te pierdas estas otras:


No hay comentarios:

Publicar un comentario